Cada día, administrar mejor el tiempo se ha vuelto un reto.

Al final, es muy difícil saber conciliar la rutina personal (familia, estudios, vida social) con la profesional (metas, cobranzas). Para facilitar este obstáculo, tenemos que tomar tiempo cada día para planificar el día y, luego de esto, vigilar el cumplimiento de este plan.

Administrar su tiempo, de hecho, requiere siempre una buena planificación. Muchas personas consideran un obstáculo saber organizarse o consideran que se trata de una pérdida de tiempo, enfocándose sólo en la ejecución en sí.

Sin embargo, un paso a paso simple puede resolver este problema mediante la mejora de la productividad y la calidad de vida. En este post, traemos 5 consejos que realmente ayudarán a optimizar su tiempo. ¡Acompáñenos!

1. Organícese

Haga un espacio en su tiempo y cree su rutina para el día, semana y mes siguiente, estableciendo cinco metas diarias a ser cumplidas. Divida sus actividades en el tiempo empleado para desarrollarlas y siempre deje holgura para los contratiempos y el descanso.

Inicie siempre con las actividades de ejecución compleja y al final de cada día haga el seguimiento. Verifique si ejecutó todas las actividades programadas y vuelva a programar los pendientes, siempre conciliando con lo que se ha previsto para el próximo período.

2. Abuse de la tecnología

La tecnología está allí para facilitar nuestra vida. Hoy en día, tenemos diversos softwares que le ayudan a administrar mejor su tiempo. Muchos de ellos quedan en la nube, dando la posibilidad de que usted pueda acceder a ellos en cualquier lugar, inclusive por smartphones y tabletas.

Estos programas muestran el tiempo empleado en cada actividad, las tareas ejecutadas en el día y las que faltaron, ayudándole a hacer un análisis de sus obstáculos.

También existen aplicaciones integradas que facilitan su trabajo. Aliméntelos correctamente y haga su gestión. Estos softwares crean informes y gráficos. De esa forma, no será necesario perder tiempo en actividades operacionales, como la creación de hojas de cálculo adicionales.

3. Sepa delegar

Muchas personas tienen miedo a delegar porque son controladoras o porque no confían en el trabajo del equipo. Este error acaba impactando en sus resultados, por tener que ejecutar actividades operacionales de forma ineficiente, sin que le sobre tiempo para las actividades gerenciales.

Delegar una tarea no es transferir su responsabilidad, si no, dejar al gestor las tareas estratégicas. Pierda un poco de tiempo enseñando para ganar más en un futuro.

4. Aprenda a decir “no”

Debe aprender a decir “no”, pues no se trata de un monstruo de siete cabezas. Recuerde: es mejor tener cinco actividades ejecutadas perfectamente que diez realizadas con prisa.

Para lo tanto, involucre a los miembros de su equipo, tanto superiores como subordinados, para encontrar la mejor forma de resolver problemas, disminuyendo la presión y delegando tareas siempre que sea posible y necesario.

5. Descanse

Tómese un tiempo de descanso, pues esto va a aumentar su calidad de vida y mejorar su desempeño global. Haga intervalos cada hora para verificar emails, tomarse un café o incluso verificar las redes sociales. Tenga noches de buen descanso. De esa forma, su productividad ciertamente aumentará.

Al administrar mejor el tiempo, sin dudas tendrá tranquilidad y buenos resultados profesionales y personales, además de tener más claridad en el control de los procesos.