Creado en la década de los 80, el Microsoft Excel fue un programa revolucionario para la creación de planillas electrónicas.

De hecho, más de 30 años después, Excel sigue siendo bastante utilizado y es una buena solución para la aplicación de diversos aspectos del control financiero.

Pero las grandes y medianas empresas no pueden seguir dependiendo de sus soluciones actuales y ahora es que descubren las ventajas de tener un software de gestión financiera, principalmente cuando necesitan integrar datos para optimizar la toma de decisiones.

En la publicación de hoy, verá 5 razones para migrar sus planillas a un software de gestión financiera. ¡Comencemos!

1. Facilidad de Acceso

Por más que Microsoft haya evolucionado soluciones para utilizar Excel en varias plataformas, como tabletas y teléfonos inteligentes, las planillas tienen muchas más funcionalidades cuando son utilizadas en un ordenador o portátil.

El software de gestión financiera está disponible para utilizarse en cualquier plataforma, permitiendo la monitorización de datos en tiempo real. Esto ayuda a trabajar con más rapidez en la toma de decisiones, haciendo que los procesos sean más ágiles y mejorando la rentabilidad de la empresa.

2. Uso sin Inconvenientes

Para el control financiero personal, es posible utilizar el Excel. Pero, para microempresas e instituciones, la tarea de realizar la gestión financiera puede involucrar millares de datos e informaciones que hacen que las planillas electrónicas sean poco viables.

Un software de gestión financiera no depende de un sistema de fórmulas, toda su programación es automatizada y se puede adaptar a la realidad de su empresa. Esto evita las fallas humanas y también facilita los entrenamientos cuando estos son necesarios.

3. Ahorro de Tiempo

Una planilla de Excel necesita ser hecha desde cero para funcionar, inclusive con el uso de fórmulas y tablas dinámicas. Y, cuando un usuario altera cualquiera de las fórmulas, puede desconfigurar la planilla. Muchas veces, un error solo se ve al momento de ver los estados financieros de la empresa.

Como ya está programado para funcionar con respecto a las necesidades de su empresa, un software de gestión financiera economiza tiempo, trabajo y consecuentemente, reduce los costos operacionales.

4. Acceso Compartido

Al funcionar en tiempo real, un software de gestión financiera puede ser utilizado por varios usuarios al mismo tiempo, tanto al ejecutarse como al dar seguimiento a los datos. Excel, por ejemplo, no permite que dos usuarios editen una tabla a la vez.

5. Información Confiable

Cualquier acción incorrecta por parte de un usuario en Excel puede arruinar toda una hoja de cálculo. Un software de gestión financiera evita estos problemas, ya que su programación inicial permite que se señalen errores de entradas.

Además de eso, también es posible configurar recordatorios, los cuales son una herramienta valiosa para el área financiera, aumentando la eficiencia en los equipos.

Con la ayuda de la tecnología, ahora es posible usar softwares que permiten una visión global de todos los movimientos financieros de una empresa, con bajos costos de adquisición y mantenimiento. Y lo más importante: Cualquier empleado de la organización puede usar estos softwares, ya que son simples e intuitivos.

Y entonces, ¿Qué espera para adquirir un software de gestión financiera para su empresa?