Blog

El mejor contenido en costos y rentabilidad.

Descubra cómo utilizar la innovación como una ventaja competitiva.

Descubra cómo utilizar la innovación como una ventaja competitiva.

El escenario económico actual ha obligado a la gran mayoría de las empresas a reinventarse en un corto período, a riesgo de dejar de existir. Las empresas que ya están acostumbradas a pensar en la innovación como una ventaja competitiva pueden cosechar buenos resultados y fortalecerse en un momento tan problemático.

¿Cómo sigue siendo competitiva su empresa ante el aumento de la competencia? ¿Está su modelo de negocio listo para comprender y responder a los rápidos cambios que requiere el mercado? ¿O el modelo de gestión se parece más a: “si no está roto, no lo arregles”?

Si estas preguntas crearon más dudas que respuestas, arrojaremos un poco de luz para que comprenda por qué la innovación es un gran aliado de la competitividad.

Pensamiento innovador como parte de la cultura de la empresa.

Pensar de manera innovadora y creativa debe ser parte de la cultura de la empresa en todo momento. No estamos diciendo que deba lanzar un nuevo producto cada mes; La pregunta aquí está más relacionada con la gestión empresarial que necesariamente con el producto.

Incluso si un producto o servicio no está sujeto a cambios importantes, los procesos involucrados siempre deben revisarse, ya que la innovación puede ocurrir en cualquier etapa.

Es necesario pensar en la forma en que se produce, distribuye, presenta y entrega al consumidor final. Una reducción en los costos de producción o una forma inusual de llevar su producto a su destino puede generar una ventaja significativa sobre la competencia.

Planificación para facilitar la innovación

No es suficiente ser creativo, es necesario entender cómo funcionan el proceso interno, la competencia y el mercado de consumo. Más que alentar ideas brillantes, el gerente necesita tener datos y un amplio conocimiento de los números de la compañía para garantizar que las innovaciones se implementen correctamente y lograr los resultados esperados.

Con la información correcta en la mano, es posible crear una estrategia que permita la innovación con la mínima inversión requerida, para que el rendimiento sea alcanzable. La inyección de capital en tecnología y estrategias de marketing debe verse como una inversión, no como un gasto. Por lo tanto, deberían ser parte del centro de costos.

La Innovación como una ventaja competitiva

En una economía globalizada y dinámica, la empresa debe estar alerta a los cambios, pero también debe saber cómo gestionar los aspectos cotidianos de una manera innovadora, como la creación de un alto nivel de relación con los proveedores (comakership), que puede establecer una ventaja competitiva a través de la sincronización Suministro y calidad asegurada.

Agregar nuevos valores al producto o servicio, educar al consumidor con este concepto, es otra forma de poner la innovación al servicio de la competitividad, fortalecer la presencia de la marca e incluso expandir su participación en el mercado.

Siga de cerca su mercado y su competencia aún más de cerca. Para utilizar sabiamente la innovación como una ventaja competitiva, es importante saber qué buscan los consumidores, y es fundamental comprender si su competidor está entregando lo que esperan.

Tanto las innovaciones pequeñas como las radicales mantendrán a su empresa activa y presente: solo necesita planificar. Esperamos que este artículo le haya ayudado y que le de un like a nuestra página en Facebook.